Guanajuato, Gto., México a 21 de Noviembre de 2017, 11:38 am

Lleva Pommerat política y revolución al teatro

Bajo el eje temático Revoluciones, Joël Pommerat desde Francia presenta una colosal puesta en escena que expone desde diferentes ámbitos sociales la lucha política en “Todo saldrá bien (1) Fin de Luis”.

todo saldrá bien

Foto: Cortesía FIC

País invitado y uno de los ejes temáticos del 45 Festival Internacional Cervantino (FIC), se unen en la gran producción “Ça ira (1) Fin de Louis” de Joël Pommerat en co-dirección con Anne de Amézaga, a cargo de la Compañía Louis Brouillard.

Desde el momento en el que el telón se abre, el espectador sabe que está en Francia en un momento histórico ficticio de crisis nacional que lleva al primer ministro, con el consentimiento del Rey Luis XVI, a tomar medidas drásticas ante el descontento de diversos sectores de la sociedad, lo que trae consigo el inicio de la lucha por la democracia de la que todos serán parte.

Esta ficción, inspirada en el proceso revolucionario de 1789 en Francia, pero que se desarrollada en una época no definida, se presenta en tres partes y en cada una se va desarrollando de manera compleja la efervescencia de una nación que ha llegado a los más altos niveles del hartazgo, expuesta desde la opinión y perspectiva de miembros las tres asambleas así como de la alta jerarquía, mientras que detrás de las paredes, el pueblo se levanta en armas. Cada personaje y cada discurso goza del tiempo que le es necesario para exponer sus fundamentos.

Bajo el escenario, actores y público desde las butacas hacen las veces de miembros de la Asamblea General, autoprocalamada por los diputados del pueblo después del golpe de estado; así, los asistentes presencian de manera más personal, e incluso sensible, los debates y situaciones que se presentan tanto dentro de esas reuniones como los conflictos que se hacen escuchar dese ‘el exterior’.

Temas tan intrincados como lo son la lucha política, la búsqueda de una verdadera democracia, los derechos humanos, la organización civil y el levantamiento de un pueblo contra su gobierno, son abordado por Joël Pommerat no para dar soluciones o respuestas, sino para permitir la reflexión, ya que a pesar de ubicarse en Versalles y París, se entienden como conflictos que ocurren varios países hoy en día. Y para llevarlo al teatro, lo hace con una imponente escenografía que se adapta a cada escena, la ambienta con una bien lograda iluminación y efectos sonoros que acompañan a un reparto con loables actuaciones.

Si bien la palabra es lo que prevalece en el montaje, lo que pudieran parecer largos y aburridos discursos políticos, se convierten en digeribles planteamientos cargados de teatralidad y ritmo, en el que sin duda, el involucrar al espectador con la simple presencia de los actores -quienes representan más de tres personajes cada uno- entre ellos fue importante. Sin embargo, también es de esperar que no todo el público tenga el tiempo o la disposición de permanecer en la sala durante las horas  que toma una obra de la que ya se sabe el final será una interrogación más, lo que no debe entenderse como demérito de la puesta en escena.

El espectáculo de más de 4 horas de duración, con dos intermedios, que contó con la participación de guanajuatenses como miembros de la asamblea y del pueblo, se llevó el reconocimiento y aplausos de quienes presenciaron su primer presentación este jueves en el Teatro Principal de la ciudad de Guanajuato, y repite los días 27 y 28 en punto de las 6:00 p.m. en el mismo recinto.

Nota publicada hace 4 semanas en:

En los temas:

¡Si te gustó esta noticia, compártela!

Más sobre Berenice Ortega

Licenciada en Ciencias de la Comunicación y Relaciones Públicas. He trabajado en radio, prensa escrita y televisión. También he tomado diversos cursos, talleres y diplomados de actuación, además de participar con diferentes grupos de teatro de la ciudad de Guanajuato.

Deja un comentario

AVISO IMPORTANTE Cada evento y su información es responsabilidad de sus organizadores. Quanaxhuato.com sólo es un medio de información.

(Obligatorio)